Amateur 5.223 visitas Visitas

Esta jovencita ha llegado a casa muy cachonda. Llevaba todo el día muy fogosa y estaba deseando llegar a casa para poder masturbarse y darse mucho placer. Al llegar a casa, rápidamente se quita toda la ropa y se tumba en su cama para estar muy cómoda. Empieza a acariciarse todo el cuerpo, poniéndose cada vez más y más cachonda. Empieza a frotarse su coñito muy despacio y nota cómo su coño se va mojando cada vez más y más y eso le encanta. Se mete los dedos dentro y con la otra mano se frota el clitoris mientras gime. de repente, se da cuenta de que su novio está en la puerta mirando y eso la pone mucho más cachonda. Se acerca a él arrastrándose a cuatro patas y acaricia su polla por encima del pantalón, notando lo dura que está gracias a ella. Se la saca del pantalón y se la mete toda en la boca y la chupa con muchas ganas. Él está tan cachondo que no tarda en correrse y darle toda su leche calentita.